2 normas desconocidas que tanto autónomos como PYMES deben cumplir

Existen una serie de normas que los autónomos y PYMES olvidan presentar debido al desconocimiento de dichas normas. En esa ocasión se tratan de dos normas que atienden al calendario laboral y al Registro de Ficheros de carácter personal.

1º-. Obtención del calendario laboral

Simplemente es la exposición del calendario laboral en un lugar visible del centro donde se trabaje. En este calendario deben aparecer el horario de trabajo de dicha compañía, con la distribución de los días festivos, de trabajo, los descanso semanales u entre jornadas o cualquier otro día inhábil pactado por convenio colectivo por exceso de jornada laboral.

Este calendario debe estar regulado y cumplimentado conforme a lo recogido en el en los artículos del 34 al 38 en el Real Decreto Legislativo 1/1995, que se publica anualmente en la Dirección General de Trabajo del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales; y que recoge los días inhábiles a efectos laborales, los retribuidos y los no recuperables y los señalados por cada Comunidad Autónomo y los Ayuntamientos. La totalidad de estos días festivos se levará hasta los 14 días.

2-. Registros de ficheros de carácter personal

La Agencia Española de Protección de Datos es la encargada de velar por el cumplimiento de la legislación sobre la protección de los datos y controlar su correcta aplicación, sobre todo cuando se tratan de informaciones de carácter de acceso, oposición, cancelación de datos, rectificación o todo aquello amparado por el derecho de información.

Las obligaciones de esta Agencia vienen recogidas en la Ley Orgánica de Protección de Datos donde se recogen todo lo que deben hacer los encargados de los tratamientos y los responsables de los ficheros, tanto los que pertenezca a los organismos públicos como a los privados, siempre deben garantizar el derecho a la protección. La persona que pone en marcha un negocio o que lleve los ficheros de la empresa debe tener en cuenta esta Ley, pues ya que sobre esta figura caerán las obligaciones. Hay que destacar que los datos con carácter personas deben ser inscritos en el Registro General de Protección de Datos.

Es importante conocer todo el papeleo y la burocracia necesaria para tener en orden y al día todas las normativas necesarias para el correcto y legal funcionamiento de la empresa; para en un futuro no tener repercusiones legales.